La estatua del Cristo Redentor en Brasil

Situada en el corazón del Parque Nacional de la Selva de Tijuca en Río, la Estatua del Cristo Redentor es uno de los monumentos más famosos de Brasil. Desde 1973 está clasificado como monumento histórico. Es también una de las siete nuevas maravillas del mundo.

La historia de su construcción

Fue el padre lazarista Pedro María Boss quien mencionó por primera vez la idea de construir un edificio religioso en 1859. Pero la separación de la iglesia y el estado tras la proclamación de la República retrasó su proyecto. Fue en 1921, con motivo de la conmemoración del centenario de la independencia de Brasil, que la iglesia decidió hacer una estatua de Cristo para mostrar su dominio en el país.
El ingeniero brasileño Heitor da Silva Costa fue elegido para dirigir la obra. Se rodeará del escultor francés Paul Landowski a quien confiará la construcción del monumento.
Su construcción comenzó en 1922, pero la obra comenzó realmente en 1926. Esto es el resultado de las numerosas modificaciones relativas al proyecto, pero también de las dificultades de financiación. Las donaciones de los fieles católicos no fueron suficientes.

En 1928, la construcción sufrió algunas modificaciones. La armadura metálica se sustituye por una estructura de hormigón armado. Además, la forma de la estatua se reelabora para darle una forma de cruz. La elección del material será esteatita, una roca lo suficientemente fuerte como para soportar los efectos del tiempo y las variaciones climáticas.

Inaugurado en 1931

La estatua fue inaugurada el 12 de octubre de 1931 en presencia de un cardenal y del jefe del gobierno provisional. La estatua será renovada para la visita del Papa Juan Pablo II en 1980 y de nuevo en 1990. Para mejorar las visitas, en 2003 se construyeron una escalera mecánica y un ascensor panorámico. Es el monumento más visitado de Río con 1,8 millones de visitantes al año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *