Chichén Itzá en México

Los orígenes de Chichén Itzá

Ubicada en la Península de Yucatán de México (entre Valladolid y Mérida), Chichén Itzá es una antigua ciudad maya. Considerado probablemente el centro religioso más importante de Yucatán, es también hoy el sitio arqueológico más visitado de la región. La existencia de dos pozos naturales («cenotes») justifica la presencia de una ciudad maya: Chi que significa»boca» y Chèn»pozo», siendo el agua un bien escaso en aquella época.
Sin embargo, Chichén Itzá sigue siendo un misterio. Primero en relación con su datación histórica, superponiéndose a la Terminal Clásica (800-950 d.C.) y a la Antigua Postclásica (900-1250 d.C.), y luego en relación con la identidad del Itzá («buscador de agua») que gobernaba la ciudad. Además, la naturaleza de los vínculos entre la ciudad maya y el centro de México no se conoce con exactitud.

Un edificio con dos arquitecturas

En este yacimiento coexisten dos tipos de arquitectura muy diferentes, que se pueden observar en el norte y en el sur. Al norte, todavía llamado «Nuevo Chichén», los imponentes edificios nos recuerdan a los del centro de México, y más específicamente a Tula, la capital de los Toltecas. En cuanto al sur o «Viejo Chichén», los edificios se parecen a los de las ciudades de Puuc, Uxmal, Kabah o Labna. Estos nombres se refieren a la teoría Maya-Tolteca, según la cual los dos tipos de arquitectura se han sucedido.

El sector norte fue construido en homenaje a Kukulkan, o «serpiente emplumada». Los edificios más imponentes son, entre otros:

  • la Gran Pirámide (Castillo),
  • el observatorio (Caracol),
  • el Gran Campo de Juego de Pelota,
  • el Cenote Sagrado,
  • la tumba del Sumo Sacerdote (Ossario),
  • el Templo de los Guerreros,…

En el sur, hay edificios más modestos como:

  • Casa del Venado
  • La Iglesia (Iglesia)
  • La Casa Colorada
  • El cuadrilátero de las monjas

Podemos observar en diferentes lugares (rastros de pintura descascarada), que el color gris dominante esconde los colores brillantes que alguna vez estuvieron presentes.

Su turismo

Considerado en 2007 (por la New Seven Wonders Foundation) como una de las «Siete Nuevas Maravillas del Mundo», lo que sin duda contribuyó a hacer el sitio aún más atractivo. Chichén Itzá tiene su propio aeropuerto, que permite un acceso directo más fácil que en el pasado. Toma 3 horas de visita para hacer el recorrido del lugar. Si lo desea, puede asistir a espectáculos de luz y sonido por la noche, restaurando el lugar a su aspecto mágico y majestuoso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *